El vídeo es, a mi modesto entender, una de las herramientas más poderosas que puede ser utilizada eficazmente en la educación, pues permite representar el mundo tal cual es. Al mismo tiempo, guardar las explicaciones, clases o materiales diversos para ser reproducidos tantas veces como sea necesario, es de extrema utilidad. Pausar, rebobinar, adelantar, etc. lo que estamos viendo en función de las necesidades del que aprende es una cuestión de la máxima importancia. ¡Cuántas palabras se las ha llevado el viento que ahora se quedarán casi para siempre!

Pero quiero referirme hoy al vídeo profesional producido por otros pero que podemos utilizar como núcleo o complemento de nuestra tarea educativa. No olvidemos que el manejo y selección de estas fuentes está directamente conectada con una de las dimensiones de la competencia digital docente.

Es frecuente oír a algunos profesores decir que no se puede personalizar, o diferenciar, para promover un aprendizaje óptimo. Me pregunto si se dan cuenta de que decir esto es negar la esencia misma de la adquisición de competencias, pues este enfoque implica "tiempo variable y aprendizaje fijo",  a diferencia del esquema tradicional que supone "tiempo fijo y aprendizaje variable".

Bueno, pues quiero apelar en esta entrada a una serie de recursos que se convierten, en sí mismos, en extraordinarios materiales educativos para nuestras aulas y para satisfacer las diversas necesidades educativas de nuestros estudiantes.

Mencionaré tres programas de TVE: el programa de divulgación científica Tres 14 que es accesible desde la web y que permite acceder a multitud de programas emitidos completos sobre temas científicos de interés. Puedes acceder desde aquí.

Los grandes documentales de la 2 son una fuente de conocimiento estupenda para el estudio de la naturaleza: zoología, botánica, ecología, etc. Se puede acceder desde aquí.

El último que quiero mencionar es el programa Redes que durante dieciocho años ha tratado cuestiones de mucho interés y de gran variedad de temas, algunos complejos y discutibles, pero útiles para la reflexión y la investigación de los alumnos mayores. Puede accederse desde aquí

Pues mientras estaba pensando en este post me llegó un infográfico que nos viene como anillo al dedo y que incluyo más abajo, referido al impacto del vídeo en la educación. En él se plantea de manera resumida el hecho conocido de que el vídeo es el canal de comunicación preferido de las personas actualmente y se reconoce que es nuestra opción utilizarlo educativamente en nuestra labor docente. Si te interesa saber lo que pasa en las diversas redes en tiempo real puedes verlo aquí.



The-Impact-of-Video-in-Education-Infographic
Find more education infographics on e-Learning Infographics


Incluyo, casi para terminar, esta lista de canales de vídeos que ya apareció en una entrada anterior traducida. Ahora pongo a vuestro alcance el documento original.

Puede descargarse aquí.

Claro que hablando de recursos de vídeo quién puede olvidarse de TED. Este infográfico me parece imponente para resumir lo que es TED y cuál es su posible impacto, con 800 millones de visitas, frente a los 190 de Khan o los 40 del MIT.

¡Pues a pesar de todo seguirá habiendo quien diga que eso de personalizar y aportar elementos para profundizar en el aprendizaje diversificado no es posible! ¡O que hay escasez de recursos!

Con lo que va señalado insisto en que no es posible hablar de falta de recursos. Pero tampoco es posible seguir pensando en el libro de texto tradicional como lo hemos conocido hasta ahora.

Y no he mencionado los repositorios de cursos abiertos disponibles en tantas plataformas... lo dejo para otro día.
Why-TED-is-a-Great-Place-to-Learn-Online-Infographic
Find more education infographics on e-Learning Infographics


El pasado día quince de Marzo, dentro de los diálogos sobre Talento, Educación y Tecnología que comencé el pasado noviembre en la UNIR, intervino el vicerrector de Transferencia y Tecnología Daniel Burgos, quien dictó una interesante conferencia sobre el aprendizaje, el cambio y la innovación en las escuelas.

Tiene, a mi juicio, un enorme interés y no quiero avanzar ninguna conclusión. Simplemente te animo a ver el vídeo de la sesión que se incluye a continuación y a sacar tus propias consecuencias. Solo un dato: los que os preocupáis por el desarrollo del talento y, particularmente los que no queréis oír hablar del asunto, no os perdáis las referencias, entre otros asuntos, a los Recursos Educativos Abiertos (REA o OER en inglés). Nadie puede sostener con rigor, por más tiempo, que no hay manera de personalizar la atención educativa en las aulas y convertir las escuelas en ámbitos de desarrollo del talento, y no en máquinas de destruirlo. Por medios no será.





Hoy una entrada fácil de leer y de ver, ya que muchos estaréis descansando y no seréis de aquellos que dicen que: "el campo es eso que hay que cruzar para ir de una ciudad a otra".

Unos días de descanso para la familia y los amigos y para uno mismo. La cuestión es que la tecnología mal utilizada puede convertirse en una especie de virus invasor de nuestro "sistema inmunitario", y acabar por robarnos nuestra intimidad y nuestra vida privada. Esto no es muy diferente de ir a pasar un día en la naturaleza, a disfrutar de la soledad y el entorno, llevándose el transistor para seguir la liga, o el programa de debate que no podemos dejar de escuchar, ni en el campo, el monte o el mar, ¿recordáis? Sería trágico que los medios se convirtieran en fines. Y no es que yo sea sospechoso de estar en contra de la tecnología. De lo que estoy en contra es de que la tecnología ocupe el espacio que no le corresponde, y esto está siendo un problema que nos debe preocupar, particularmente con la gente joven.

Os ofrezco dos infográficos originales que se entienden muy bien y que son fáciles de interpretar. La tecnología, como es evidente, ocupa un espacio grande y necesario en nuestras vidas.

Pero parece oportuno distinguir entre las posibilidades y facilidades que ofrece para la vida diaria y el uso que hacemos de las mismas, que en lugar de servirnos para relacionarnos personalmente nos sirve para aislarnos, en muchos casos, o peor aún, para agredirnos (ciberbullying).

El primero de los infográficos se refiere a la dieta digital de los jóvenes americanos y el uso que hacen de las redes sociales y de dispositivos diversos. El segundo aborda el problema de la adicción a las redes sociales y ofrece algunos consejos interesantes.

Espero que os resulten de utilidad en vuestra tarea de educadores, como padres o como profesores.


The Digital Diet of the American Teen Infographic




Source: Fix.com Blog




Se habla desde hace pocos meses del cambio de paradigma (expresión quizá demasiado pretenciosa) en el modelo Flipped Learning. Ahora se llama 3.0 debido a tres razones que exponía recientemente Jon Bergman en el blog de la Flipped Learning Global Initiative,  y que comparto (algunos añadidos son míos):

  • El Flipped Learning no es estático. Como enfoque pedagógico y educativo es dinámico y evoluciona con la misma dinámica de la educación, que tampoco es estática, como no lo somos las personas.

  • El Flipped Learning está evolucionando debido a tres fuerzas subyacentes:
      • La investigación
      • La innovación en la clase
      • La nueva tecnología

  • El Flipped Learning ha emergido como un movimiento global. Esto es más que evidente, no tienes más que ver esta gráfica que añado de un trabajo de Robert Talbert sobre la investigación en Flipped Learning en lo últimos años. Puedes ver también esta plataforma, o esta otra.

Tomada de Robert Talbert en este artículo



  • Hay una nueva conciencia emergente sobre el Flipped Learning. En efecto, puedes echar un vistazo en Google a lo que devuelve la búsqueda "flipped classroom en España" (en el último año): 22.300 resultados, en el mundo 332.000. Ya dije en alguna entrevista que este movimiento está para quedarse, que no es una moda.

  • Hay una serie de posibilidades que se expanden rápidamente. Lo vemos a diario, cada vez es más obvio que los profesores necesitan una formación específica, en competencia digital y pedagógico-didáctica, para afrontar los nuevos retos del aprendizaje. Esto lleva consigo retos también para sus formadores, pero también un nuevo conjunto de posibilidades profesionales para unos y otros. El que no esté preparado perderá el tren.

En realidad Flipped Learning es más que un enfoque o un modelo, es una meta-estrategia que alberga, o puede albergar otras muchas, pero que se caracteriza, sobre todo, por ser un concepto "paraguas" bajo el que se cobijan múltiples enfoques que, desde sus diversas perspectivas y particularidades, ponen el énfasis en la acción del alumno como centro del aprendizaje: learning by doing.  Los tres términos superiores de la figura son la clave de toda la arquitectura que soporta una concepción de aprendizaje centrado en el alumno:  flipped, orientado hacia el dominio o maestría (mastery) y, por tanto, personalizado.


En la Escuela de Formación de profesores de UNIR lo tenemos bien comprobado, pues estamos avanzando en el uso de la tecnología de la enseñanza online, desarrollando la parte síncrona de nuestro experto en Flipped Classroom en un entorno virtual 3D, que lleva la relación entre profesor y alumno -y el aprendizaje mismo- a otra dimensión respecto a la enseñanza online más tradicional (¡curioso llamar tradicional a un aspecto de la enseñanza online!). Nuestros estudios muestran que la percepción de los alumnos respecto al grado en el que se incrementan sus competencias didácticas, digitales/tecnológicas, de innovación y mejora, entre otras, es muy alta, al tiempo que su satisfacción con el modelo de aprendizaje es óptima, porque los hacemos protagonistas y propietarios de su aprendizaje. La imagen siguiente recoge los términos más utilizados por nuestros alumnos (profesores también) para calificar su experiencia en el Experto.


Una muestra de lo que hacemos, resumidamente, se recoge en este vídeo (puedes ponerlo en HD) que espero que suscite vuestro interés y curiosidad. Todo un mundo X.0 se abre ante nuestros ojos, y algunos ya lo están experimentando. Esto no es más que el principio.




Por otra parte, estamos realizando diversas investigaciones sobre el modelo flipped learning en distintas áreas curriculares y en la evaluación de las competencias digitales docentes, que muestran la eficacia de un modelo que devuelve al alumno lo que es suyo: el aprendizaje. Estos resultados de investigación, producidos por el grupo sobre Flipped Learning que dirijo en UNIR, se irán publicando en los próximos meses.


Esta entrada será corta, en contra de lo que suele suceder. Y es así porque he decidido poner en práctica lo que digo con frecuencia: "que cada uno somos protagonistas de nuestro propio aprendizaje"; "nadie puede aprender por tí". Por eso os dejo una tarea planteada para que cada uno reflexione por su cuenta.

Sabéis que en los estudios internacionales de rendimiento se analiza la proporción de la varianza de las puntuaciones que es varianza entre centros y dentro de cada centro. La varianza entre centros (between) suele ser relativamente pequeña comparada con la varianza dentro de cada centro (within).

"Dado que la variación en el rendimiento de los estudiantes entre las escuelas es pequeña en relación con la varianza dentro de las escuelas, es una locura creer que una solución reside en diferentes formas de escuelas", escribe John Hattie en su nuevo informe. Dice que es "irónico" que los gobiernos traten de abordar las "escuelas que fracasan" creando nuevas formas de escuelas, como escuelas charter, escuelas con fines de lucro, escuelas faro, escuelas gratuitas, academias, escuelas públicas y privadas, cualquier otra cosa que una escuela publica".

"Hasta la fecha, hay demasiada discusión que se centra en las diferencias entre escuelas, cuando el mayor problema son las diferencias dentro de las escuelas. La varianza entre las escuelas, basada en los resultados del PISA de 2009 para la lectura en todos los países de la OCDE, es de 36%, y la variación dentro de las escuelas es del 64%. Para Australia, es 18 y 72 por ciento; Canadá, 20 y 80 por ciento; Finlandia, 8 y 92 por ciento; Nueva Zelandia, 16 y 84 por ciento; El Reino Unido, 24 y 76 por ciento; Suecia, 9 y 91 por ciento; y los Estados Unidos, 30 y 70%".

"Hay muchas causas de esta varianza dentro de las escuelas, pero una de las más importantes (y una que tenemos alguna influencia para reducir) es la variabilidad en la efectividad de los maestros. Esto no significa que todos los maestros sean malos. Significa que hay mucha variabilidad entre los profesores en el efecto que tienen sobre el aprendizaje de los estudiantes. Casi todos los maestros, líderes escolares, estudiantes y padres saben de esta variabilidad, aunque con demasiada frecuencia está ausente de las discusiones sobre política, enseñanza y escuelas".

"Tal discusión significa hacer preguntas muy difíciles. Por lo tanto, la política de la distracción se invoca a menudo para evitar preguntar. Sólo podremos encontrar una solución cuando reconozcamos que las diferencias dentro de la escuela son las fundamentales. La evidencia de muchas décadas de investigación sobre lo que realmente mejora el aprendizaje de los estudiantes refleja esto, y apunta a soluciones tales como mejorar la experiencia de maestros y líderes escolares, asegurando que unos y otros trabajan juntos para llegar a un entendimiento común sobre el progreso y las altas expectativas para el impacto de su enseñanza; líderes escolares que se centran en el desarrollo de la experiencia colectiva entre sus profesores; sistemas que tienen sólidas discusiones para decidir el propósito y los resultados deseados de sus escuelas, y los estudiantes que quieren aprender las habilidades que necesitan para convertirse en sus propios profesores".

Me parece que siendo muy cierto lo anterior, se olvida un factor imponente que es el de las diferencias entre los estudiantes, diferencias que los buenos profesores pueden paliar, pero nunca eliminar. Incluso me atrevería a decir que los mejores profesores las incrementarán, pues favorecerá el óptimo de cada escolar, de modo que los más capaces estarán cada vez más lejos de cualquier media (que como decía Eisner, subirá, pero también lo hará la varianza). Otra cosa es que comparemos las diferencias en situaciones de capacidades iguales. En fin, esto para otro día.

Dije que iba a ser corto y poner una tarea. Eso haré. A continuación inserto un vídeo en el que John Hattie establece ocho postulados. La tarea es sencilla: ¿a tí qué te dice cada uno de ellos?, ¿cómo influyen en tu práctica diaria? ¿qué implicaciones pueden tener para la mejora de tu trabajo?

Los ocho postulados son los siguientes:
  1. Mi tarea fundamental es evaluar el efecto de mi enseñanza sobre el aprendizaje y el rendimiento de los estudiantes. 
  2. El éxito y el fracaso del aprendizaje de mis estudiantes tiene que ver con lo que hago o no hago. Soy un agente de cambio. 
  3. Quiero hablar más sobre el aprendizaje que sobre la enseñanza.
  4. La evaluación es sobre mi impacto.
  5. Yo enseño a través del diálogo, no del monólogo.
  6. Me gusta el reto y nunca me rindo cuando se trata de "hacer lo mejor".
  7. Mi papel es desarrollar relaciones positivas en las clases y en la sala de profesores.
  8. Informo todo sobre el lenguaje del aprendizaje



Una vez más... ¿no sería una buena idea para el próximo claustro discutir sobre el contenido de este vídeo y sus implicaciones para vuestro centro?

Recientemente se ha presentado la nueva edición del Horizon Report en el que participa Daniel Burgos, vicerrector de UNIR-Universidad Internacional de la Rioja, experto español que junto con otros 77 de múltiples países analizan el futuro de las tendencias, los retos los desarrollos tecnológicos en el ámbito educativo.

Es un informe que tiene el máximo interés y que recibe la atención de entidades educativas y policymakers de todo el mundo. Se descargan millones de copias del mismo cada año. Está accesible online en inglés en este enlace, y pronto la versión española que preparará, como otros años, la Universidad Internacional de la Rioja (UNIR). La versión de 2016 ya la recogí en el blog en esta entrada.

Todo el informe se resume en tres gráficos que me he apresurado a traducir para vosotros, tanto los que estáis en primera línea, a pie de aula, como aquellos otros que queréis saber cómo va cambiando el panorama educativo, incluso para que seáis agentes de cambio animando a los profesores de vuestros hijos que quizá les cuesta más estar al tanto de la educación que nos viene. ¡Qué decir de los profesores universitarios que solemos estar tan centrados en lo nuestro que nos cuesta alzar la mirada en derredor para ver que nuestra tarea docente debe cambiar!


Para finalizar me limitaré a señalar algunos aspectos destacados de la edición de este año que traduzco del sumario ejecutivo.

1. El avance de los enfoques de aprendizaje progresivo requiere una transformación cultural. Las instituciones deben estructurarse de manera que promuevan el intercambio de ideas frescas, identifiquen modelos exitosos dentro y fuera del campus, y premien la innovación didáctica - con el éxito estudiantil en el centro.

2. Se necesitan habilidades del mundo real para reforzar la empleabilidad y el desarrollo en el lugar de trabajo. Los estudiantes esperan graduarse y obtener un empleo remunerado. Las instituciones tienen la responsabilidad de ofrecer experiencias de aprendizaje más profundas y activas, y capacitación basada en habilidades que integren la tecnología de manera significativa.

3. La colaboración es clave para escalar soluciones eficaces. Comunidades de práctica, grupos de liderazgo multidisciplinares y redes sociales abiertas pueden ayudar a difundir enfoques basados en evidencias. Las instituciones y los educadores pueden progresar más aprendiendo unos de otros.

4. A pesar de la proliferación de la tecnología y los materiales de aprendizaje en línea, el acceso sigue siendo desigual. Persisten las lagunas en todo el mundo que están obstaculizando la terminación de los estudios universitarios de grupos de estudiantes por razones de estatus socioeconómico, raza, etnia y género. Además, el acceso suficiente a Internet sigue siendo desigual.

5. Se necesitan procesos para evaluar habilidades matizadas a nivel personal. Las tecnologías adaptativas y un enfoque centrado en la medición del aprendizaje, están impulsando la toma de decisiones institucionales mientras se personalizan las experiencias de aprendizaje de los estudiantes. Los líderes deben ahora considerar cómo evaluar la adquisición de habilidades vocacionales, competencias, creatividad y pensamiento crítico.

6. Fluidez en el ámbito digital es algo más que entender cómo usar la tecnología. La formación debe ir más allá de adquirir habilidades tecnológicas aisladas, para generar una comprensión profunda de los entornos digitales, permitiendo la adaptación intuitiva a nuevos contextos y la co-creación de contenidos con otros.

7. El aprendizaje en línea, móvil y combinado son conclusiones inevitables. Si las instituciones no tienen ya estrategias sólidas para integrar estos enfoques ahora omnipresentes, entonces simplemente no sobrevivirán. Un paso importante es el seguimiento sobre cómo estos modelos están enriqueciendo activamente los resultados del aprendizaje.

8. Los ecosistemas de aprendizaje deben ser lo suficientemente ágiles como para apoyar las prácticas del futuro. En el uso de herramientas y plataformas como LMS, los educadores tienen el deseo de desentrañar todos los componentes de una experiencia de aprendizaje para remezclar contenido abierto y aplicaciones educativas de manera única y atractiva.

9. La educación superior es una incubadora para desarrollar computadoras más intuitivas. A medida que la inteligencia artificial y las interfaces de usuario naturales tienden a generalizarse, las universidades están diseñando algoritmos de aprendizaje automático y dispositivos hápticos que responden de manera más auténtica a la interacción humana.

10. El aprendizaje permanente es el alma de la educación superior. Las instituciones deben priorizar y reconocer el aprendizaje continuo, tanto formal como informal, tanto para sus profesores como su para su personal y estudiantes.
____________________________

Algunas de estas conclusiones le pueden parecer ciencia ficción a algunos, si ese es el caso os invito a leer este articulo publicado en la revista Nature sobre el uso del ADN como almacén de información. Precisamente es la que inspira la imagen que encabeza este post. Como diría mi abuelo: ¡quién sabe qué cosas veremos!



DESTACADOS

POPULARES