La diferenciación del currículo y la instrucción para los alumnos de alta capacidad. NAGC Position Paper

position paper NAGC.org


La National Association for Gifted Children (NAGC) periódicamente publica documentos de principios o posturas en los que establece su posición oficial sobre diversos temas, referidos a políticas y prácticas, que puedan tener un impacto en la educación de los alumnos con mayor dotación y talento.

Cuando se plantea la necesidad de esclarecer algún aspecto concreto sobre estas cuestiones, la NAGC establece un comité de expertos. Este comité ha colaborado en la redacción de un documento de principios sobre este particular para recoger la posición oficial de la organización y ofrecer una guía a aquéllas personas que trabajan con alumnos de alta capacidad.

Todos estos documentos son aprobados por el Comité de Directores de la NAGC, de modo que sean consistentes con la posición de la organización respecto a que: “la educación en una democracia tiene que respetar la singularidad de cada individuo, el amplio rango de diversidad cultural presente en nuestra sociedad, y las similitudes y diferencias en las características de aprendizaje que pueden darse en cualquier grupo de estudiantes”. La NAGC está completamente comprometida con los objetivos que apoyan tanto la excelencia como la equidad para todos los estudiantes y entiende que la mejor manera de conseguir estos objetivos es a través de oportunidades educativas diferenciadas, recursos y estímulo para todos los estudiantes.

La NAGC apoya la provisión de experiencias educativas de calidad apropiadas para todos los estudiantes a lo largo de todo el espectro de capacidad, background y rendimiento.

Las necesidades de aprendizaje de los alumnos de alta capacidad difieren frecuentemente de las de otros estudiantes y deberían atenderse a través de la diferenciación, la modificación del currículo y la instrucción basada en la evaluación del rendimiento y los intereses de los alumnos considerados individualmente.

Para que las experiencias educativas que se les ofrezcan a los alumnos de alta capacidad sean adecuadas, la diferenciación puede incluir:
  • La aceleración de la instrucción
  • El estudio en profundidad
  • Un alto grado de complejidad
  • Un contenido avanzado o
  • Un contenido variado en su forma
Los problemas se producen cuando los profesores intentan acomodarse a las necesidades de los alumnos más capaces limitando las experiencias de aprendizaje a:
  • ofrecer más de los mismos materiales del mismo nivel o del mismo tipo de problemas;
  • ofrecer enriquecimiento o aceleración solos; se centran solo en el crecimiento cognitivo si atender a los aspectos afectivos, físicos, etc.
  • enseñan destrezas de pensamiento de alto nivel (investigación o pensamiento crítico) al margen del contenido académico;
  • ofrecen trabajo adicional que es simplemente diferente del currículo básico o cuando los agrupan con compañeros intelectuales sin diferenciar el contenido o la instrucción.
La diferenciación para los alumnos más capaces consiste en experiencias de aprendizaje cuidadosamente planeadas y coordinadas que van más allá del currículo básico, con el objeto de acomodarse a las necesidades de aprendizaje específicas puestas de manifiesto por los alumnos.

Combina las estrategias curriculares de enriquecimiento y aceleración y ofrece diversidad y flexibilidad. Una diferenciación adecuada permite niveles del currículo avanzado, abstracto y complejo de modo que responda a las necesidades de los aprendices.

La NAGC entiende que el uso de este tipo de diferenciación es esencial para maximizar la experiencia educativa de los estudiantes más capaces y con talento. Además entiende que las experiencias de aprendizaje para estos alumnos son más efectivas cuando los materiales y actividades diferenciadas se planifican con antelación y son fácilmente accesibles.

Aprobado en Junio de 1994

NOTA. Traducido por el prof. Javier Tourón con el permiso de la National Association for Gifted Children, Washington, DC, USA. El documento original en inglés se puede encontrar en www.nagc.org

6 comentarios:

  1. Muy buen post.
    Aunque posiblemente difícil de entender, salvo para los padres que llevamos ya tiempo indagando sobre estos temas.
    Yo resumiría:
    El aprendizaje de los alumnos de altas capacidades se realiza de forma diferente. Por tanto necesitan una diferenciación. Y en mi opinión dicha diferenciación debe realizarse en las horas de clase.
    ¿Para qué quiero yo, cursos o talleres extraescolares? Cuando mi hijo se aburre en clase.

    ResponderEliminar
  2. Quizá, pero al ser un documento de la NAGC no tiene mucho arreglo. A lo largo de las diversas entradas espero que todo se vaya aclarando y los lectores se familiaricen con cada concepto. Iré tratando estos aspectos poco a poco.
    Gracias

    ResponderEliminar
  3. En mi Comunidad, dicen las autoridades que están haciendo mucho por las altas capacidades.
    Pero después de muchas reuniones con los responsables, observo la siguiente consigna:

    "no hay que hacer nada específico y diferenciador para los alumnos de altas capacidades, eso no es bueno para ellos".

    Así todas las acciones (que las veo bien, más vale algo que nada), se realizan para el conjunto de la clase, o para aquellos alumnos que quieran participar.

    Por eso destaco el párrafo que más me ha gustado de su post:

    Las necesidades de aprendizaje de los alumnos de alta capacidad difieren frecuentemente de las de otros estudiantes y deberían atenderse a través de la diferenciación, la modificación del currículo y la instrucción basada en la evaluación del rendimiento y los intereses de los alumnos considerados individualmente.

    ResponderEliminar
  4. El que diga eso simplemente ignora o da la espalda deliberadamente a toda la investigación realizada en los últimos 100 años. Y además es intolerable. Y además incumple la ley general de educación y los decretos que la desarrollan en relación con las altas capacidades.
    El párrafo que destacas es crucial y si no se entiende no avanzaremos nada.
    Los que piensan del modo que indicas deberían decir en qué investigación apoyan sus afirmaciones, como hacemos los demás.

    ResponderEliminar
  5. Es muy difícil motivarse con ciertas actitudes, y entiendo muy bien a Miguel. El problema es, me temo, más grave que el hecho de cumplir o no la normativa, porque está relacionado con la mediocridad que rige el sistema (mediocridad política, no de la comunidad educativa, pero que se traslada e implanta en ciertas personas con una actitud más "funcionarial" que orientada a la excelencia).
    La cuestión es que con estos mimbres hay que convivir, gente como tú, Javier, atacando el problema desde lo global, y cada uno de nosotros tratando de optimizar la situación a nuestros casos particulares. No te desanimes ni decaigas en las actividades extraescolares, Miguel, porque cuanto menos atendido esté en el colegio más importancia adquiere lo que pueda hacer fuera.
    Al hilo de lo que comentais he buscado algo que había leído (está disponible en la página de Joan Freeman, en uno de los textos libres disponibles: "Worldwide provision to develop gifts and talents"). Una mala traducción, que transcribo al final entre paréntesis viene a decir que "La diversidad implica que no sea válido “lo mismo” para todos. Aunque exista la inclinación de suponer que los niños de alta capacidad son similares entre sí, estos estudiantes son tan diversos como la población estudiantil general. Por consiguiente, se les debe proporcionar un tratamiento adaptado a sus variadas y diferentes necesidades individuales."
    Impresionante reflexión: un educador que no distinga las diferencias entre sus estudiantes(de inteligencia, de personalidad, de influencias a que está sometido,...) no puede ser un buen educador. Pero aún va más allá: tampoco los niños de alta capacidad son un grupo homogéneo. ¿Cómo van a serlo, si lo único que tienen en común es cierta diferencia con la población general?
    Enhorabuena por la entrada, y por los comentarios y oportunidades de reflexión que suscita.
    (La cita textual: "Diversity means that one size will not fit all. Although it may be tempting to assume that gifted learners are similar, these students are as diverse as the general pupil population. It follows that providers must tailor their provision to suit the very different needs of the individual learners. Schools have a wide range of seemingly conflicting priorities and gifted education has to convince that it can effectively benefit many alternative strands of school endeavour.")

    ResponderEliminar
  6. Lo que comentas es como el ABC de la atención a los más capaces, pero a pesar de ello tan mal entendido por muchos profesores.
    Joan Freeman en una buena amiga y una gran investigadora que ha llevado a acabo un estuio longitudinal muy interesante.
    Hay que seguir, pero también habrá que buscar caminos más eficientes por que si no se hace, los problemas se resolverán muy tarde para algunos.
    Mientras queden razones las esgrimiremos.

    ResponderEliminar